Bricolaje fácil que puedes hacer tú mismo sin despeinarte

¿Cuántos días hace que ves ese bonito espejo en el suelo pendiente para ser colgado? O el embellecedor de la puerta medio cojo… Y ahí va otra…  ¿Cuánto tiempo estuviste con las bombillas colgando de un hilo en tu último cambio de casa? ¡Qué no cuesta tanto poner un aplique, señores!

Como todo en la vida, la clave del éxito es ponerle maña y auto motivación al asunto 😉

Ahí van las 5 tareas básicas que todos podemos aprender a hacer pero que por falta de tiempo, de herramientas o de práctica, nos da pereza:

  1. Colgar cortinas, cuadros, accesorios de baño, espejos, armarios…
  2. Aislar ventanas (poner burletes o fijar cristales), arreglar o instalar persianas, purgar radiadores.
  3. Cambiar o instalar pomos de puertas, cambiar bisagras en muebles y montar muebles tipo kit.
  4. Sellar con silicona bañeras, duchas, lavabos y fregaderos.
  5. Tapar pequeños agujeros en la pared.

¡Importante! Tener un kit en casa con herramientas útiles para llevar a cabo cualquiera de las anteriores misiones.  Éstas son las imprescindibles que no deben faltar en tu caja:

03_Serveis assegurances

Martillo/Linterna/Cinta métrica/Alicates/Llave inglesa/Destornilladores/Cinta adhesiva aislante/Maquina de taladrar eléctrica y brocas/ Adhesivos.

…Si sigues sin encontrar el momento de arremangarte en casa, ten en cuenta que entre los servicios para el hogar de Nexdom tienes el de manitas ¡Aprovéchalo!

Esta información está extraída de la Revista RACC de marzo, que llega en exclusiva a casa de nuestros socios.