Viseras para el casco. ¿Cuál elegir?

El casco es un elemento esencial para el motociclista, del que la visera es siempre un accesorio primordial y muy importante. Existen diferentes viseras para el casco, ¿sabrías cuál elegir?

viseras para el casco

Probablemente la visera es uno de los elementos del casco más vilipendiados. Muchos motociclistas no le dan la importancia que debería tener, a uno de los elementos más importantes de la seguridad activa sobre la moto. Hay diferentes tipos y modelos, pero no todos están homologados y su incorrecto uso nos puede acarrear incluso sanciones por las autoridades pertinentes.

Bien es sabido que la visera nos salva de muchos elementos externos en el momento de la conducción. Ya sea por ciudad o carretera, su uso es vital para evitar deslumbramientos, viento, lluvia o el impacto directo en la cara de elementos de la calzada.

Para ello, es obligatorio el uso de un casco homologado en cualquiera de sus variantes, como ya os explicamos con anterioridad, además del uso del equipamiento adecuado. Sea cual sea el tipo de casco escogido, la visera siempre tiene que estar homologada y en perfecto estado para favorecer la correcta visibilidad durante la conducción. Debe mantenerse sin rayas en la superficie y perfectamente anclada al casco.

Los sistemas antivaho, como el Pinlock, favorecerán la reducción del empañamiento durante el uso en climas desfavorables. Este sistema homologado suele ir montado en cascos de gama media-alta y evita –mediante una lámina plástica sellada por sus bordes con silicona– la formación del molesto empañamiento durante la conducción.

¿Pero, qué tipo de viseras para el casco debemos escoger?

En el mercado actual se encuentran distintos tipos de viseras. Existen muchas variantes, entre las que predominan las transparentes y las ahumadas como grupos principales de otras muchas variedades. Pero cuidado, ya que no todas ellas cuentan con la homologación pertinente y no todas pueden usarse en condiciones nocturnas o de baja visibilidad pese a contar con su certificado.

Escoger visera dependerá del uso que se haga del vehículo, ya que si circulamos únicamente de día, una visera ahumada puede favorecer nuestra visibilidad. Si lo hacemos por zonas donde la climatología suele ser adversa, las transparentes serán probablemente la mejor opción.

Transparentes

Son las que montan por defecto la inmensa mayoría de cascos –salvo contadas excepciones– y pasan por ser las de mayor polivalencia. La superficie es completamente transparente y son ideales para la conducción en todo tipo de escenario. Su superficie nos protegerá mínimamente de algunos contraluces, si bien es cierto que se tendrá que usar gafas de sol en casos de mucha luz. Muchos cascos ya incorporan una pantalla interior oscurecida a modo de gafas para evitar el citado problema. Su homologación permite el uso indistintamente durante el día y la noche.

Entre las viseras transparentes para casco podemos encontrar las coloreadas, que son aquellas que se valen de un color para mejorar el campo de visión. Las amarillas, azules o anaranjadas son las más comunes y permiten mejorar la visión en días nublados o en momentos como la puesta de sol. Su único inconveniente: no cuentan con homologación y su uso se restringe a circuito.

Visera transparente

Ahumadas

Estas viseras para el casco nos ofrecen protección solar para evitar reflejos incómodos durante la conducción, existiendo diversos tipos de ahumado (desde los más claros a los completamente negros). Dicha pantalla es de gran ayuda para días muy soleados, pero su uso está restringido al día. En caso de tener homologación, encontraremos una inscripción en el lateral de la visera que indique “for daytime use only” o “if tinted, for daytime use only”.

Es en esta variante donde podemos encontrar pantallas de espejo o irisadas, opciones estéticas que no suelen contar con la homologación para calle, quedando su uso restringido a circuito y competición.

Visera negra

Homologación

Según explica el Código de Tráfico y seguridad vial en el punto 1 del artículo 118:

Artículo 118. Cascos y otros elementos de protección. Los conductores y pasajeros de motocicletas o motocicletas con sidecar, de vehículos de tres ruedas y cuadriciclos, de ciclomotores y de vehículos especiales tipo «quad», deberán utilizar adecuadamente cascos de protección homologados o certificados según la legislación vigente, cuando circulen tanto en vías urbanas como en interurbanas. (…).

Por tanto, todo motociclista debe comprobar la homologación de su casco y de la pantalla. En el caso de estas últimas deberán llevar inscritas en relieve la homologación, acompañada de las letras UE, la válida en la Comunidad Europea. Pese a su correcta homologación, esto no quiere decir que pueda usarse para la circulación por vías urbanas, ya que puede estar homologada únicamente para su uso en circuito, como en el caso de las ahumadas, por lo que habrá que comprobar que el resto de inscripciones de la visera no nos limiten a un uso únicamente de día.

En el caso de cascos modulares, habrá que comprobar que haya obtenido la doble homologación, ya que, si no es así, circular con la mentonera abierta puede ser motivo de sanción.

El uso de elementos no homologados, o de viseras con homologación de día durante la noche, puede acarrear multas que sobrepasen los 200 €, así como la correspondiente pérdida de puntos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *