Los límites de velocidad no se pueden superar NUNCA, excepto…

Con la velocidad no se juega. Recientemente, la Dirección General de Tráfico ha recordado que la velocidad excesiva o inadecuada es una de las principales causas de accidentes de tráfico. En concreto, la velocidad es un factor concurrente en tres de cada diez accidentes mortales. Por lo tanto, la respuesta a la duda de cuándo se pueden superar los límites de velocidad no puede ser otra que NUNCA.

El Reglamento de Circulación sí plantea, sin embargo, una serie muy limitada de situaciones en las que, de manera excepcional, se permite superar los límites de velocidad.

Al adelantar… ¡solo en carreteras convencionales!

El adelantamiento es la situación clásica en la que numerosos conductores consideran que pueden superar el límite. Es una creencia verídica, pero únicamente en carreteras convencionales fuera de suelo urbano, por parte de turismos y motocicletas y con un máximo de 20 km/h por encima del límite. O sea, no se permite al resto de vehículos y en ningún caso se puede superar el máximo en autopistas o autovías.

Esta situación es la única en la que se permite superar el límite a vehículos a motor particulares. El resto de excepciones se refieren a situaciones o vehículos especiales.

Vehículos prioritarios en servicios de urgencia

El Reglamento define como «vehículos prioritarios» a «los vehículos de servicios de policía, extinción de incendios, protección civil y salvamento, y de asistencia sanitaria». Se admite que circulen a una velocidad superior a la permitida (incluso a incumplir otras normas o señales), pero únicamente cuando se encuentren en un servicio de urgencia, que deberán señalizar mediante señales luminosas y acústicas, según su normativa propia.

¡Ojo! Esta excepción no se aplica a vehículos particulares que circulen en servicio de urgencia, haciendo uso del claxon y agitando un pañuelo. En esta situación no pueden incumplir las normas y, por lo tanto, deberán respetar los límites.

Ciclistas a más de 45 km/h

Analizando el Reglamento a fondo, encontramos también una referencia a la velocidad máxima de los ciclistas. El artículo 48 fija en 45 km/h la velocidad máxima para «ciclos, ciclomotores de dos y tres ruedas y cuadriciclos ligeros», pero especifica a continuación que los ciclistas podrán superar esta velocidad «en aquellos tramos en los que las circunstancias de la vía permitan desarrollar una velocidad superior». Lo cierto es que, excepto en tramos de descenso, los 45 km/h son una velocidad elevada para un ciclista, incluso a nivel profesional.

La última excepción, ya muy específica, se refiere a vehículos que participen en «pruebas deportivas, marchas ciclistas y otros eventos» en vías en las que se apliquen las normas de circulación vigente. En este caso, y en buena lógica, deben disponer de autorización específica.

Comentarios
  1. Antonio

    Buenos días. Les quería hacer una pregunta por favor:
    Yo estoy parado con mi coche en un semáforo lógicamente en rojo y por lo tanto no puedo avanzar.
    Pero, en esto que viene una ambulancia y yo tengo que seguir adelante porque si no, no puede pasar dicha ambulancia.
    Bien, yo sigo adelante para que la ambulancia pase, de acuerdo?
    Pero al cabo de unos días me viene una multa porque el semáforo donde estaba yo parado tiene una cámara y me ha grabado saltándome el rojo.
    Que hago, tengo yo razón Si o No ¿Qué tendría que haber hecho?
    Muchas gracias y disculpen las molestias.

    • RACC Blog

      Buenos días,
      Es obligatorio facilitar el paso a los vehículos de emergencias, no hacerlo supone una infracción grave. El actual Reglamento General de Circulación, en sus artículos 67 y 68, reconoce la prioridad de paso de estos vehículos, que están exentos de cumplir determinadas normas de circulación durante el desempeño de su labor, siempre y cuando no pongan en peligro a ningún usuario de la vía. El artículo 69 de este Reglamento establece que “tan pronto perciban las señales especiales que anuncien la proximidad de un vehículo prioritario, los demás conductores adoptarán las medidas adecuadas, según las circunstancias del momento y lugar, para facilitarles el paso, apartándose normalmente a su derecha o deteniéndose si fuera preciso”.

      Un artículo divulgativo de la DGT indica de forma expresa que se debe aplicar el sentido común. Por tanto, los conductores deben adoptar las medidas adecuadas para facilitar el paso de los vehículos prioritarios en servicio urgente en cuanto perciban las señales especiales (luces y sirena) que anuncian su proximidad. Vehículos prioritarios son los de los agentes de la autoridad, bomberos, asistencia en carretera, ambulancias y servicios de autopista en servicio urgente. El objetivo es permitir a estos profesionales llegar al lugar del accidente con mayor seguridad y lo más rápidamente posible. Este ahorro de tiempo, en el caso de las ambulancias, aumenta las posibilidades de supervivencia de una víctima.

      En el caso que nos plantea usted, se debería tener en cuenta que si pasó el semáforo porque era imprescindible para permitir el paso del vehículo prioritario y sin causar peligro, se podrían hacer alegaciones indicándolo, pues si hay grabación del semáforo se apreciará y se podría solicitar la anulación de la sanción.

      Saludos.

  2. Juan Antonio

    Por lo leido en una pagina de la DGT o la Guardia Civil de Trafico, el límite sería de 7 Km. hasta los 100 Km. hora y del 7% a partir de 120 Km. hora. ¿¿ Es esto cierto ??

    Muchas gracias y saludos.

  3. José Manuel

    Hola, Buenos días.
    Muchas gracias por éste artículo. Muy interesante, y qué nos sirve de recordatorio, para respetar las normas de circulación, y así evitar, un accidente, y una posible multa de tráfico.
    Feliz miércoles. Chao.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *