¡Alerta! Hielo en la carretera

Cuando bajan las temperaturas, los desplazamientos en coche pueden convertirse en un reto para nuestra pericia, sobre todo si viajamos por carreteras secundarias. ¿Sabías que cuando hay hielo en la carretera la distancia de frenado puede ser hasta diez veces superior que con el pavimento seco? ¿Sabrías cómo reaccionar cuando una carretera por la que transitas se ha convertido en una pista de patinaje?

Te damos aquí algunas pistas: sobre cuándo debes estar especialmente alerta, sobre qué medidas de precaución tomar y sobre qué hacer si acabas pisando una placa de hielo.

¿Cuándo puede haber hielo en la carretera?

Bajas temperaturas y humedad son una combinación fatal. En esta infografía te mostramos cuándo hay más posibilidades de que haya hielo en la carretera y hay que estar especialmente alerta.

Bajas temperaturas y humedad son una combinación fatal, es necesario que estés especialmente alerta y que puedas controlar tu vehículo ante cualquier imprevisto

¿Qué precauciones tomar?

Si sospechas que puede haber hielo en la carretera, debes extremar las precauciones y aplicar el sentido común:

  • Allá donde fueres, haz lo que vieres: Si ves que el resto de vehículos circula más despacio de lo habitual, piensa que pueden conocer la zona o haber detectado alguna placa. Mantente alerta, porque puede que alguno realice involuntariamente alguna maniobra inesperada.
  • Presta atención a la señalización: La existencia de señales de pavimento deslizante te ayudará a detectar puntos críticos.
  • Reduce la velocidad y aumenta la distancia de seguridad.
  • Conduce con suavidad y no realices maniobras bruscas.
  • Evita adelantar.

¿Qué hacer si piso una placa de hielo?

Pues, ante todo debes conservar la calma e intentar no realizar maniobras bruscas. No frenes a no ser que sea imprescindible y ten en cuenta si tu coche dispone de ABS o no cuando lo hagas, ya que el vehículo reacciona de manera diferente. En esta infografía te explicamos qué debes hacer:

Si pisas una placa de hielo tienes que conservar la calma e intentar no realizar maniobras bruscas

Recuerda que ante cualquier incidencia el RACC te cubre hasta el último detalle: desde la menor avería hasta un siniestro grave. Tienes más información sobre nuestros seguros aquí.

Creatividades: Ferran Morales